La verdadera tragedia. Línea de cuatro (2015) de Diego Bliffeld y Nicolás Diodovich

Ayelén Irigoyen 21 - Enero - 2017- Textos

 

La verdadera tragedia en la vida es que todos tienen-creen tener- la razón. Un viejo grupo de amigos se reúne a ver la final del mundial. Ni bien se da este encuentro comienzan las fricciones, lo que parece ser una linda juntada de amigos sobreviene en una situación que va a determinar la estabilidad y permanencia de un vinculo sostenido por años pero momentáneamente interrumpido. En el desarrollo del film nos vamos enterando que no siempre fueron cuatro y que un suceso infausto cambió la vida de cada uno de ellos. Lo que se desarrolla es la interacción entre seres que no pueden dejar de reprochar, juzgar, invalidar e insultar el Ego del otro, que justamente invalida el Ego propio. Cuerpos en relación que sienten odio, rencor, soberbia, humillación, celos, remordimientos, desprecio, pusilanimidad, indignación y modestia, entre otros.

El film hace un buen despliegue de todos estos afectos que embargan a los protagonistas en una discusión que no tiene vencedor, no hay quien se salve y la identificación con algún personaje se vuelve imposible. Se atisba a ver cierto goce perverso en expresar la amargura, la insatisfacción de una vida que a los treinta y tantos no resulta suficiente. Un vino descorchado y un evento que despierta pasiones son la puerta a una caterva de sentimientos bien guardados pero imposibles de ocultar. Somos espectadores de una situación que resulta familiar por su proximidad, relaciones infructíferas que parecen fijadas en otro espacio y tiempo y a la vez son sustentadas por el maltrato y el doble discurso. El trabajo actoral se destaca particularmente en expresar esa mezcla de familiaridad e incomodidad que experimentan los personajes. La tensión va aumentando de manera fluida y al mismo tiempo logra por momentos resultar graciosa como lacerante. Linea de 4 compone una crítica a la “amistad”, un retrato descarado de las pasiones humanas.

Ayelén Irigoyen

ayelenirigoyen@caligari.com.ar

Línea de cuatro