Entrevista a Florencia Percia, directora de Cetáceos

Mauro Lukasievicz 10- Marzo - 2018 -Entrevistas

 

¿Cómo surgió la idea para realizar Cetáceos y por qué decidiste utilizar a estos mamíferos como punto de encuentro con lo que sucede en la pantalla?


Siempre pensé en un personaje femenino que estuviera a la deriva, cuestionándose sus decisiones. Ya en la escritura del guión, Clara (Elisa Carricajo) estuvo inmersa en un silencio no dramático. El silencio de alguien que deambula. Una mujer que pone en paréntesis su pareja, su vida profesional. A veces nos vinculamos desde las imposturas y las apariencias de las cosas. Las vidas no son lineales, están llenas de contradicciones.  La película se construye a partir de algunas de estas premisas, pero se agarra del humor para observar el silencio. En este último punto aparece el tema de las ballenas. Si bien la película habla sobre la incomunicación en nuestras sociedades, el campo de la comunicación de los cetáceos se cruza de forma azarosa en la vida de la protagonista. No lo pensé en función de unir ambos temas ni de hacer una analogía, sino que me interesaba ese cruce, ese azar que produce un desvío. Los “cetáceos” en la película juegan con el sin-sentido, con cierto aspecto aleatorio de los acontecimientos y con el recorrido inesperado que emprende la protagonista, en ausencia de su marido, dejando de lado sus obligaciones.  

 

Cetáceos se proyectó en un gran cantidad de festivales, entre ellos el BAFICI porteño, y cosecho grandes críticas ¿Cómo fue la recepción del público?

En los distintos festivales en los que participamos, la película fue muy bien recibida por el público. Cetáceos se actualiza cada vez que se proyecta, los diferentes espectadores van redescubriendo detalles nuevos, la risa se produce en diversas situaciones, incluso en momentos en los que no me esperaba que surja una comicidad. Ahora se viene el estreno en los cines y deseamos que mucha gente venga a verla y la siga disfrutando.

 

¿Cómo llegaste a Elisa Carricajo y Rafael Spregelburd para los papeles de Clara y Alejandro? ¿Se realizó un casting o siempre supiste que los papeles eran para ellos?

Tanto a Elisa como a Rafael los conozco por sus trabajos en teatro y en cine, son dos personas muy talentosas y soy una admiradora de sus producciones. Mientras escribía la película no pensé en los actores, recién cuando tuve una primera versión del guión, en el momento de reescribir y reorganizar las ideas, tuve la necesidad, casi natural, de ponerle cara a los personajes. Sus nombres me aparecieron automáticamente. Primero me acerqué a Elisa y, más tarde, a Rafael. Trabajar con ellos fue muy enriquecedor, ensayamos varias veces. El personaje de Clara es a partir de los otros y era necesario trazar la maqueta de esos vínculos para poder entender los gestos mínimos de la protagonista. En estos encuentros, la película creció muchísimo, tanto Rafael como Elisa aportaron a la película y a los personajes. Esto mismo pasó con el resto de los actores. Fue un trabajo en equipo y a partir de los ensayos pude rescribir el guión y pensar nuevas capas narrativas. Valeria Correa trabajó conmigo en el casting, juntas fuimos armando el elenco, todos los personajes fueron pensados muy detalladamente.


¿Cómo se financió Cetáceos? 

Cetáceos ganó el Concurso Federal de Desarrollo de Proyectos de Largometraje Raymundo Gleyzer y, a partir de ahí, pudimos acceder a una segunda vía en el INCAA. También recibimos el premio Istituto Luce - Cinecittà, permitiéndonos tener una coproducción con Italia. Además tuvimos el importante apoyo de la Universidad del Cine.

En este marco, quienes hacemos cine estamos muy preocupados porque hay mucha incertidumbre con respecto a las políticas de fomento del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales. Es importante que desde el INCAA se siga apoyando al cine independiente y fomentando un cine plural con miradas y sensibilidades diversas

En la película nos deleitamos no con lo que podríamos llamar comedia pura sino con situaciones y observaciones absurdas ¿qué directores te sirven de inspiración y/o referencia?

Creo que son varias las instancias de inspiración que uno tiene a la hora de escribir. La película trabaja con un humor de lo mínimo y, justamente como decís, me gusta observar situaciones cotidianas, pequeños momentos, silenciosos, casi invisibles de la vida diaria, que están repletos de humor y que a veces pueden ser absurdos. Creo que se trata de salir de cierto ensimismamiento y observar esos gestos que nos rodean y que están ahí.

 

¿Te encontras trabajando en otros proyectos?

Sí, estoy trabajando en un proyecto de ficción que se llama No soy de Aquí. Es un road movie protagonizada por cuatro mujeres.

Mauro Lukasievicz

mlukasievicz@caligari.com.ar

@MLukasievicz

Entrevista a Florencia Percia