Terra Franca (2018), de Leonor Teles

"La familia es lo primero"

 

Un documental mínimo. Un retrato de una familia en alguna ciudad de la periferia de Lisboa. Un hombre, seguramente sin pedirlo, hace de protagonista. La elección del personaje resulta llamativa y una apuesta interesante, sobre todo por el hecho de que no parece tener nada que se destaque para serlo.

Terra Franca hace de testigo, a lo largo de un año, de la vida de una familia portuguesa mientras observa su hogar y los alrededores. Uno como cualquier otro donde una hija termina de armar los preparativos de la boda, la otra asegura nunca casarse, la madre de ellas trabaja mientras que el protagonista se queda sin empleo cuando le revocan el permiso de pesca.

feature-top

El conflicto se establece pero el hombre no tiene mucho para decir –nada, en verdad- sino que la directora simplemente lo retrata intentando no generar una sensación invasiva sino a partir de un trabajo observacional. Leonor Teles dirige su ópera prima poniendo en el centro a una familia como la punta de un iceberg colosal que es la sociedad a la que pertenece. Tensiones generacionales emergen mientras sigue a un personaje perdido en medio de la incertidumbre. Un hombre que está ubicado de forma periférica lo que queda confirmado a partir de encuadres que lo ubican a un costado, casi siendo olvidado por la cámara.

Terra Franca lleva a cabo un retrato de una sociedad en mutación. Un trabajo que parece por demás simple si no fuera por la acertada puesta en escena, el modo de construir las imágenes y por las lógicas invisibles que podemos deducir como lo que atraviesa a esta familia donde los vínculos cambian de manera constante como así también el lugar que ocupa cada uno⚫

feature-top

Titulo: Terra Franca

Año: 2018

País: Portugal

Director: Leonor Teles