Las facultades (2019) de Eloísa Solaas

4 julio - 2019. Por: Rocío Rivera - Críticas

Que nos una la vocación y no el espanto

Todxs aquellxs que hemos tenido la intención, las ganas y la oportunidad de poder transitar la vida universitaria, tenemos en nuestras memorias la fatídica instancia de los exámenes finales orales. Quien escribe, sufrió este tipo de evaluación hasta límites dolorosos insospechados, ya que la carrera que elegí tenía 32 materias y más de 20 eran con finales orales obligatorios. El recuerdo traumático quedó, junto con satisfacciones también, pero esta nostalgia estudiantil se revivió en recuerdos y en carne propia con Las Facultades, primer documental bajo la dirección de Eloisa Solaas.

Recopilando una seguidilla de finales orales dados en distintas facultades de la Universidad de Buenos Aires (Derecho, Filosofía y Letras, FADU, Sociología, Física, Agronomía y Medicina) y hacer también el seguimiento de una modalidad de estudio particular, como es la educación superior en contextos de encierro, Solaas nos permite un recorrido cercano, natural y empático de las vicisitudes de la vida de unx estudiante de los estudios superiores. Es interesante como se capta la particularidad de cada modalidad de examen, por ejemplo, en Derecho, el final emula la dinámica de un juicio, con sus partes, veredictos y estrategias jurídicas; en Medicina, la modalidad de examen pasa por distintas etapas como análisis de radiografías y examen de las partes de un cadáver, lo que nos permite contraponer a cómo esta modalidad de examen riguroso, con un protocolo que se repite en las distintas facultades (exposición, pregunta, repregunta, etc) no es similar en la lógica de examen dentro de una cárcel, donde si bien la exigencia académica se respeta, la instancia es un poco más relajada, el alumno que el film nos muestra está tomando mate junto con la profesora que lo evalúa, camina mientras explica, etc., siendo esta instancia evaluadora otra etap de aprendizaje que culmina la trayectoria estudiantil de una materia más que un momento definitorio donde se pone a prueba cuanto aprendió cada alumnx.


feature-top

El documental también nos muestra algunas situaciones de alumnxs en el momento preparatorio de un final: como se puede estudiar de forma solitaria o en grupos, las horas llenas de mates, apuntes, libros, computadoras, charlas y discusiones intelectuales que componen una fórmula de estudio más que conocida por todxs aquellxs que hemos transitado las instituciones universitarias. Lo interesante de este planteo que nos propone Las Facultades es que no se detiene tanto en los saberes teóricos que los distintos exámenes podrían ofrecer, sino en la instancia emocional que esta modalidad evaluadora representa para lxs alumnxs, los nervios que despiertan, las voces temblorosas, las manos que tiemblan, la duda existencial que se despierta ante la repregunta de unx docente… interesante ejercicio de mostración de una situación habitual en la vida académica de las universidades nacionales pero que pocas personas advierten o problematizan al momento de reflexionar la propia trayectoria académica.

Esta ópera prima de Solaas deviene en un gran homenaje al cine documental de Wiseman, quien sin necesidad de agregar más explicación que aquello que la cámara toma cual testigo silencioso, cuenta una historia a la perfección. Por último, cabe destacar que esta directora debutante se toma una atribución que funciona como un guiño de ojo a lxs cinefilxs que vean la película: la estudiante de filosofía que la historia nos muestra es la actriz y directora María Alché. Como puaner, sufrida y egresada de esa casa de estudio, la gloriosa Facultad de Filosofía y Letras, entre amigues simplemente Puan, digo y lo repito: lxs puaners estamos en todos lados, incluso, en un documental sobre facultades; incluso, escribiendo críticas sobre ese documental⚫

feature-top

Titulo: Las facultades

Año: 2019

País: Argentina

Director: Eloísa Solaas